El gobierno de Perú no paga a los maestros de los colegios de COPRODELI

manifestacionCOPRODELILos maestros de los colegios que COPRODELI construyó en las zonas afectadas por el terremoto de agosto de 2007 llevan sin cobrar su salario desde hace cuatro meses. Esta situación insostenible se extiende a casi 500 maestros de la zona, y presumiblemente a todo el estado peruano.

COPRODELI construyó y equipó en el año 2008 seis escuelas públicas en las poblaciones afectadas por el terremoto de agosto de 2007 (Cañete, Chincha, Pisco, Ica y Nazca) para satisfacer la demanda educativa de las poblaciones marginales. Estos colegios fueron construidos con el apoyo de empresas, de la sociedad civil y de la cooperación internacional española y estadounidense a través de COPRODELI España y COPRODELI USA.

Actualmente estas seis escuelas atienden a cerca de 1,000 alumnos (del total de 10.000 chavales de los colegios de COPRODELI). Todos estos colegios son gestionados por COPRODELI mediante un Convenio con las Direcciones Regionales de Ica y Lima Provincia, de forma que COPRODELI se compromete a brindar una educación de calidad a través de la formación permanente de sus maestros, la dotación de material educativo, bibliotecas y equipamiento de ambientes educativos, así como el compromiso de sus padres de familia en la educación de sus hijos. En estos colegios, la única responsabilidad del estado es pagar a los maestros. El resto de los fondos del mantenimiento y gestión de los mismos provienen de proyectos financiados por entidades públicas y privadas de España.

En 2009, el gobierno peruano pagó sólamente a la mitad de estos profesores, sufragando COPRODELI los salarios restantes mediante donaciones extraordinarias y créditos bancarios. Desde el 1º de marzo del 2010, los profesores de estos colegios no han recibido absolutamente nada del importe de su salario, lo cual es a todas luces injusto dada la motivación y compromiso con la reconstrucción de la calidad educativa.

Como dato significativo, hasta la fecha no se les ha pagado a cerca de los restantes 457 profesores de la Dirección Regional de Educación del Ica y Cañete, que atienden a más de 13 000 alumnos, por lo que COPRODELI supones que a nivel nacional hay más profesores afectados, que si suspendieran el servicio educativo tal como lo están anunciando, el Estado negaría la educación básica que debe garantizar como una de sus principales tareas. COPRODELI ha insistido reiterativamente a través de documentos y solicitando audiencia tanto al Ministro de Educación y a la Ministra de Economía, pero ambos hacen oídos sordos a la petición.

Ante esta situación los profesores de los 14 colegios de COPRODELI en solidaridad con sus compañeros profesores de Cañete, Chincha, Pisco, Ica y Nazca, juntamente con sus padres de familia están organizado una movilización pacífica hoy jueves 1 de julio que tendrá su punto de concentración en el Parque Universitario y marcharán hasta el Ministerio de Economía y Finanzas, exigiendo a la Sra. Ministra Mercedes Araoz Fernández, el pago de los haberes de los profesores.

Además de esta situación, COPRODELI denuncia ante la opinión pública española que tanto ha ayudado al Perú en los últimos años, que el Ministerio de Economía peruano debe casi un millón de soles (270.000€ aprox.) de unas 150 casas reconstruidas tras el terremoto, que ya se han entregado hace mas de un año, en los que la gente ya esta viviendo a pesar de que el ministerio no ha pagado el subsidio de 6.000 soles que se había comprometido a abonar en el momento de la finalización de la obra. COPRODELI se ha visto obligada a solicitar préstamos y créditos a las entidades bancarias para poder reconstruir estas viviendas, con la consecuente deuda y riesgos personales asumidos por los miembros de COPRODELI como aval.

El impago de los profesores de los colegios y el de las casas reconstruidas del terremoto pone a Coprodeli en una situación muy difícil, estando en riesgo el trabajo de 20 años de cientos de personas y la viabilidad de muchos proyectos de cooperación.

 

 

 

Además de esta situación, COPRODELI denuncia ante la opinión pública española que tanto ha ayudado al Perú en los últimos años, que el Ministerio de Economía peruano debe casi un millón de soles (270.000€ aprox.) de unas 150 casas reconstruidas tras el terremoto, que ya se han entregado hace mas de un año, en los que la gente ya esta viviendo a pesar de que el ministerio no ha pagado el subsidio de 6.000 soles que se había comprometido a abonar en el momento de la finalización de la obra. COPRODELI se ha visto obligada a solicitar préstamos y créditos a las entidades bancarias para poder reconstruir estas viviendas, con la consecuente deuda y riesgos personales asumidos por los miembros de COPRODELI como aval.

 

El impago de los profesores de los colegios y el de las casas reconstruidas del terremoto pone a Coprodeli en una situación muy difícil, estando en riesgo el trabajo de 20 años de cientos de personas y la viabilidad de muchos proyectos de cooperación.